Relatos breves de JR

Relatos entre la realidad y la ficción

La autopsia

Conocía a Sánchez de vista. Tenía el aire de los hombres preocupados que se bajan del coche con el esfuerzo de una sonrisa. Yo lo vi bajarse de un mercedes negro sonriendo de camino a un gran edificio. Iba sorteando a los periodistas por la escalinata y noté que giraba la cabeza donde sonaba el […]

,

Del revés

Es verdad que llegaron con palos en las manos, pero nosotros éramos más y en ningún momento vimos los clavos. Sí, yo salí corriendo. Raúl se quedó parado y el único que le echó cojones fue Jorgito que gritaba como un energúmeno que los iba a matar, hijos de puta, y al final fue al […]

,

Mi hijo Tomás

Callejón, violaciones

De camino a la habitación de mi hijo, por las mañanas, voy a despertarle palpando a oscuras la pared con la mano. Hacia la mitad del trayecto, invariablemente, oigo mis pisadas sobre el parqué y entonces miro hacia atrás con una angustia en el pecho que sólo desaparece al llegar a la cama. Hoy, sin […]

,

Lo del pastor

cabra

—Eres un personaje de novela —me dijo JR. —No. —Sí. Eres un personaje de novela. Tan pronto acabé de escucharle terminar la frase sentí un deslumbrante destello caliente que me estalló en la cabeza. Cuando recuperé la consciencia me llegó el olor a estiércol y a medida que recuperaba la visión iba apreciando los elementos […]

, ,

El swing de la bailarina

gin-tonic

—Un gin-tonic, por favor —dijo ella. —¿Es usted la bailarina? —le pregunté, turbado. —Eso parece, cariño —El vestidor está por ahí… —Gracias —¿Acostumbra a llegar pronto? —¿Es usted policía? —Sólo preguntaba —Espero que prepares mejor las copas que las preguntas —Usted dirá. Tome —Francamente, pregunta usted mejor —le escupió la bailarina —Se va a quedar […]

, ,

El asesino del terrón de azúcar

terrón de azúcar

JR no me dio permiso para colarme aquella noche en la charla de pareja que solían mantener antes de dormirse. Pero como me colé sé que él y su compañera retozaron justo después de hablar sobre el asesino del terrón de azúcar. Seguramente lo hicieron, retozar, digo, para conjurar el miedo. Después de la charla, […]

,

La melena brava de Raúl

Caballo en la Rapa das Bestas

Hay algo en esta imagen que no me desquicia y es la crin del caballo principal. El resto me perturba. Los ojos por ejemplo, como dijo JR, tienen una dirección delirante que más que mirar hacia algún lado muestran el estado mental del animal. Es la presa de un rapto emocional, sin duda, donde la […]

El vuelo de Juan

El vuelo de Juan

Juan, digamos que calvo, se enfrenta al vuelo con una novela empezada y con el hipnotismo de la música del avión. Está sentado en el 20D, que ha conseguido cambiar con un portugués por el 20E. Es decir, ha evitado la ventanilla. Paso 1. Nada diremos de su pasado alexitímico porque lo superó, aunque conviene […]

Lo de Tyrion Lannister y lo de la eyaculación precoz

Tyrion and Tyhsa

JR está ojeando una revista en el aeropuerto y se encuentra con el anuncio sobre una pequeña obra magnífica de la literatura. El anuncio le dice que gire la página. Sólo pone el título, el anuncio, y JR intuye que será más largo que la narración breve. “Una variación de lo de que cuando se […]

, ,

El peso del mundo

Del bar emanó un olor intenso a croissant de mantequilla y sin embargo a los 5 metros andados todo fue repiques de taladro levantando el asfalto, voces de obreros ajetreados y alguna máquina de construcción alertando con pitidos discontinuos, como siempre que una de estas máquinas da marcha atrás. Yo pensé en aquel chico que […]

Previous Posts