“Por qué habla tan alto el español”

Cada cierto tiempo yo me acuerdo, creo que regularmente, del poeta León Felipe. Me alegra y me entristece este poema por ejemplo, “por qué habla tan alto el español”, y creo que me alegra y entristece regularmente, porque es el único que me ha transmitido cierto conocimiento sobre este país, además de la aportación que el absurdo del esperpento, amanece que no es poco y la hora chanante consiguieron. Aquí, cuando se habla de dignidad y voz elevada siempre se silencia y ha quedado este pequeño grito ahogado para quien quiera escuchar algo en algún día de otoño. León Felipe también le escribió algo a la Iglesia y lo dijo todo con tan poca cosa. Les dijo, reivindicativo: “el salmo es mío”.

El quiosquero

Estuve pensando sobre la frase de que una imagen vale más que mil palabras. Concluí que no, que es falso, porque mil palabras dan para muchas imágenes. Casi no nos acordamos de Aylan, por ejemplo, el niño sirio, ni de su padre, pero yo recuerdo perfectamente, por ejemplo, que “el día en que lo iban a matar Santiago Nasar se despertó a las cinco de la mañana para recibir el buque en que llegaba el obispo”. En fin, que escribí algo para The Objective que han querido publicar. No son 1.000 palabras, sino apenas 350, y traté de explicar esta reflexión del único modo que sé: contando historias, como los americanos.

Se titula “El quiosquero

PdD | Mi primer código

zen-of-python-poster-a3

Kim Amor, periodista y formador, me dijo que un periodista hoy en día debe saber redactar, crear vídeos y conocer el periodismo de datos, además de saber investigar y crear sus fuentes.

(Y tener tiempo para la vida)

Él y Jordi Pérez Colomé me dijeron algo sobre redacción, Pere Rusiñol sobre investigación, los compañeros de vidasajenas.es me enseñan a componer vídeos y Karme Peiró e Isaac Salvatierra me pusieron la miel en los labios con lo que se podría conseguir con el periodismo de datos.

Así que ya me he lanzado a aprender algo de programación en Python. Es este:

Pig Latin  Codecademy - Google Chrome

No entenderéis nada. Los que sí, pensaréis que un código así no merece un post. Me dirijo a los que os parece Matrix.

Este código es un ejercicio de un curso de Python en CodeAcademy. La propuesta es programar un traductor de palabras. El traductor convierte la palabra que inserta el usuario en “Pig Latin”. “Pig Latin” es esto:

  • A las palabras que empiezan por vocal se les añade “ei” al final. Por ejemplo: Antonio > “antonioei”
  • A las que empiezan por consonante: se elimina la primera letra, se coloca al final de la palabra y se le añade “ei”: David > “aviddei”

¿Por qué Python?

Desconozco los detalles técnicos. Python es un lenguaje potente de programación, eso sí lo sé.

Escojo Python porque tres momentos me llevaron a él. El primero, quise volcar los datos de Qué hacen los diputados en Tableau, una herramienta de visualización. Dos, miré en El Confidencial cómo representaron datos de los diputados. En la explicación sobre cómo recopilaron los datos, apareció la palabra mágica: Python. Tres. En las Jornadas de Periodismo de Datos tuve ocasión de asistir, casi por casualidad, al taller de las PyLadies Barcelona. Durante una hora pusieron patas arriba, del derecho y del revés, todos los datos de las “Tarjetas Black”. Con Python, claro.

Si os bajáis el software y copiáis mi primer código en Python, podréis traducir a Pig Latin.

Con el tiempo, espero conseguir descargar información y manejar millones de datos.

Excel, siempre te recordaré.

Cuando El País llamó antisistema a Ganemos Madrid y Guanyem Barcelona

El 28 de julio de 2014 El País tituló: “Los grupos antisistema se organizan para conquistar el poder en los Ayuntamientos”. Se refería a Guanyem Barcelona y Ganemos Madrid, las plataformas de confluencia que acaba de entrar en ambos consistorios.

Esa palabra, “antisistema”, hoy ha desaparecido de la versión digital de El País en el trato de las noticias sobre el éxito de ambas plataformas en las elecciones municipales del 24 de mayo de 2015.

10514572_10152366227003425_3917336011119016486_n

A. Jarabo, Secretario General de Podemos Illes Balears: “Me asusta convertirme en aquello que desprecio profundamente”

Alberto Jarabo

Alberto Jarabo (Madrid, 1975) es el secretario general de Podemos en Baleares. Es documentalista, aunque ahora se dedica en exclusiva al proyecto político. Tiene dos hijos, lleva quince años viviendo en Mallorca y no ha militado en ningún otro partido. Recibe a este periodista sin cita previa y sin conocer el contenido de la entrevista. Después de cada pregunta, se queda en silencio y responde. No tiene las respuestas aprendidas.

He visto pintadas en vuestra sede: “A sueldo de Venezuela”, “Aquí se viene a robar”, “Más kasta k la kasta”. ¿Han venido ustedes a hacer carrera política?
(Sopla). Somos el partido que más limita los sueldos. Todos firmamos un código ético que nos impide gozar de ningún privilegio como el resto de diputados: no utilizaremos chófer, ni coches oficiales, ni cobraremos dietas. Es complicado que se nos pueda acusar de venir aquí a lo mismo a lo que venían los demás. Creo que somos muy diferentes en esto.

Continúa leyendo A. Jarabo, Secretario General de Podemos Illes Balears: “Me asusta convertirme en aquello que desprecio profundamente”

Experto de la ONU: “La ley mordaza le da al mundo una hoja de ruta para violar derechos”

“Bajo un gobierno que mete a alguien en la cárcel de forma injusta, el verdadero lugar para un hombre justo también es la cárcel” – Henry David Thoreau

Maina Kiai
Maina Kiai, miembro del mayor órgano de expertos independientes sobre Derechos Humanos de la ONU

The New York Times escribió un editorial duro sobre la Ley Mordaza que el Congreso español aprovó en marzo. La ley entrará en vigor, junto con la Reforma del Código Penal, el 1 de julio. “Se remonta a los días oscuros del Franquismo”, afirmaba el artículo.

Continúa leyendo Experto de la ONU: “La ley mordaza le da al mundo una hoja de ruta para violar derechos”

El vuelo de Juan

El vuelo de Juan

Juan, digamos que calvo, se enfrenta al vuelo con una novela empezada y con el hipnotismo de la música del avión. Está sentado en el 20D, que ha conseguido cambiar con un portugués por el 20E. Es decir, ha evitado la ventanilla. Paso 1.

Nada diremos de su pasado alexitímico porque lo superó, aunque conviene mencionarlo por algunas de las secuelas que le quedaron incrustadas en el sistema límbico. Por ejemplo, reconoce las sensaciones corporales de la ansiedad pero es incapaz de reconocer que la padece.

Continúa leyendo El vuelo de Juan

La ficción de la “cosa Rato”

esposas

Hoy se publica mi columna quincenal en The Objective: Se nos ha colado la ficción. A ver qué os parece:

En nuestra democracia real se deslizan pedacitos de la imaginación. El pedazo que ocupa la ficción, claro, amputa una porción del cuerpo de la realidad, de manera que hay días que andamos sin aire, otros cojos, algunos días ciegos y, por lo general, sordos.

Es difícil dar con la porción irreal, aunque notemos los síntomas, como la cojera o la asfixia, pero en ocasiones, como en el caso de la detención de Rato, se ve la costura y, bien mirado, hasta cómo se echa el telón.

Seguir leyendo en The Objective

“La mujer loca”, mi última lectura de Millás

Imagenes-locuraComo siempre que termino un libro de Millás, me queda el cuerpo con una sensación de extrañeza y otra de reposo. Por un lado, el del reposo, certifico que he asimilado un lenguaje genial, muy cuidado, limpio. Por otro, el de la extrañeza, se me agarra al final de los ojos un filtro que deforma todo cuanto veo, como si al final del libro te colocaran unas lentes que no son tuyas. Ves mal la realidad hasta que te acostumbras. Así que ahora veo diferente y me he despertado con la idea de que podía mover el tiempo igual que puedo mover un sofá.

Y así.